Aseguran que gracias al proyecto Bloomen y la tecnología blockchain habrá un nuevo paradigma en la gestión de derechos de autor

La gestión de la propiedad intelectual y los derechos de autor podrían encontrar grandes cambios gracias a la tecnología blockchain, de la mano del proyecto Bloomen impulsado por la Unión Europea y liderado por Worldline Iberia. Así lo informó recientemente Comunicae, desde España, en base a un comunicado del 19 de marzo.

El proyecto Bloomen podría significar cambio de paradigma en ámbitos como la música, la producción audiovisual, el fotoperiodismo y los contenidos digitales. "Bloomen utiliza la tecnología Blockchain para crear un modelo innovador y disruptivo de creación, distribución, consumo personalizado, monetización y copyrighting de contenidos digitales", informaron.

Según un comunicado oficial de Worldline e Info Press, "Bloomen propone utilizar la tecnología Blockchain para crear un consenso sobre quiénes son los propietarios actuales de los derechos de autor de un conjunto de activos digitales específicos, de modo que la compensación correcta se pueda calcular y distribuir cuando se consuman los activos".

Te puede interesar: Desarrollan un sistema para certificar el ahorro de emisiones de dióxido de carbono, utilizando blockchain

En este escenario, Bloomen podría ser utilizado por las entidades de gestión de la propiedad intelectual actuales, como la SGAE, para aportar transparencia a su actividad y máxima trazabilidad de los derechos y compensaciones económica por su utilización. En el comunicado, subrayaron que la iniciativa también permitirá crear nuevas plataformas de gestión del Copyright que faciliten el acceso, la compra y el pago de derechos de una manera confiable. Además, facilitará la gestión de los derechos de autor y las compensaciones en obras donde existen múltiples titulares, como ocurre en el ámbito de la música o las producciones audiovisuales.

"Bloomen va a desplegarse sobre la plataforma basada en Quorum del consorcio español Alastria, que agrupa a grandes bancos, Operadoras de Telecomunicaciones, empresas de Utilities, Media, Retail, etc., con el objetivo de proveer una infraestructura tecnológica y un estándar que permita que las transacciones sobre la Red Alastria tengan validez legal y jurídica", especificaron.

Tomás García, responsable de Soluciones Blockchain de Worldline Iberia, remarcó: "Gracias a Bloomen, la tecnología Blockchain reforzará la gestión de copyrights de contenidos digitales y su pago asociado, apoyando la actividad de las empresas de Media y de generación de contenidos de valor añadido en un mundo altamente conectado”.


Tres casos

El proyecto contempla la realización de tres casos de uso que faciliten el lanzamiento al mercado de Bloomen.

El primero implementa una herramienta de adquisición y gestión para el contenido de noticias que apunta a mejorar el periodismo visual y la colaboración con contribuyentes externos de imágenes (fotoperiodismo) así como la lucha contra las fake news.

El segundo ofrece una base de datos de información musical global para la gestión de derechos y reclamaciones que involucra a partes interesadas.

El tercero tiene que ver con la entrega de contenidos digitales a través de WebTV y liquidación de derechos de autor con pagos en criptomonedas.

Los tres están en fase de ejecución con la colaboración de las empresas Deutsche Welle (Alemania), BMAT (España) y Antenna TV (Chipre), respectivamente.

Te puede interesar: España: Presentaron un proyecto llamado “Universidad del Blockchain”


Detalles

Según detallaron en el comunicado, Bloomen es un sistema de gestión de la propiedad intelectual para ayudar a la transparencia a los creadores de contenido además de evitar el fraude. Cada creador de contenido tiene control de su creación, y recibe de manera proporcional la parte que le corresponde económicamente.

Además, ofrece una oportunidad de negocio a proveedores de contenido creativo: musical, audiovisual o fotográfico.

Blockchain (al ser una estructura de datos en la que la información contenida se agrupa en conjuntos o bloques enlazados de forma secuencial en una cadena protegida criptográficamente de cualquier manipulación y revisión por parte de los usuarios), puede ayudar a estos fines.

Blockchain puede ejercer de base de datos pública que contenga un histórico irrefutable de información. Siguiendo un protocolo apropiado para todas las operaciones efectuadas sobre la Blockchain, es posible alcanzar un consenso sobre la integridad de sus datos por parte de todos los participantes de la red sin necesidad de recurrir a una entidad de confianza que centralice la información.

También te puede interesar: Argentina: Una empresa informatiza el uso de cheques con un desarrollo sustentado en blockchain

 

Participantes

Además de Worldline, en el proyecto participan la Universidad Técnica Nacional de Atenas (Grecia), Deutsche Welle (Alemania), BMAT (España), Kendra Foundation (UK), Centro Tecnológico de Atenas (Grecia) y Antenna (Chipre).

Más sobre estos temas: En 2019 se verán casos de Blockchain que cambiarán paradigmas en la producción de contenidos