El CEO de Binance, Changpeng Zhao, llama a 2018 "año de corrección" para las criptos

Changpeng Zhao calificó el 2018 como un "año de corrección" para las criptomonedas y expresó su optimismo por el futuro de la criptoindustria durante una entrevista  publicada en Bloomberg el 19 de diciembre. Zhao habló del mercado bajista que afectó a los comerciantes este año, que empeoró a mediados de noviembre, cuando los mercados se desplomaron aún más.

Zhao, el CEO y co-fundador de Binance, la gran bolsa de criptomonedas, dijo que "es un año de corrección". Señaló que si bien "el precio es una atracción muy fuerte" para los especuladores, la industria crecerá gracias a los desarrolladores que hacen aplicaciones y "casos de uso real" que impulsan la adopción de las criptomonedas.

Cuando se le preguntó cómo la corrección de precios afectó los planes de Binance, Zhao dijo que Binance lanzó una bolsa de fiat, planea lanzar dos o tres "en el próximo mes más o menos", y diez bolsas de fiat más el próximo año. Añadió:

“Ninguno de nuestros planes ha cambiado, seguimos avanzando agresivamente.”

Con respecto al aumento de la regulación y la participación gubernamental en el espacio de las criptos, Zhao dijo que la criptoindustria "quiere claridad, todavía hay demasiada incertidumbre en muchos países del mundo". Especificó que la criptoindustria "quiere una regulación que promueva la innovación, y no cosas que la obstaculicen totalmente". Concluyó diciendo que todavía tiene "mucha confianza en la industria".

Binance ha ampliado sus actividades más allá de una bolsa de criptomonedas tradicional. Binance Labs, el ala de innovación de la empresa, lanzó su Incubator Program en agosto de 2018. La semana pasada, el programa graduó su primer "lote" de proyectos blockchain que recibieron financiación y tutoría a través de la iniciativa.

Hoy, la Binance Charity Foundation, el brazo filantrópico de Binance, lanzó una campaña benéfica impulsada por blockchain en apoyo de la juventud maltesa. El programa tiene como objetivo apoyar a los pacientes con enfermedades terminales y a los niños desfavorecidos de Malta y Gozo.