Criptodaños a la salud y el ambiente por minería de Bitcoin representan casi la mitad de cada dólar creado en criptomonedas

La minería de las criptomonedas parece estar volviéndose un problema cada vez mayor para el planeta y así lo han reflejado los investigadores de la Universidad Nacional de México en su último informe sobre el tema.

De acuerdo a la investigación publicada en la revista Energy Research & Social Science  del trabajo realizado por investigadores de la UNM sobre los costos ambientales y la salud humana por la minería de criptomonedas, en el año 2018  por cada dólar de Bitcoin creado, el 49% fueron en  daños a la salud y el clima en los EE.UU, mientras que en China el costo promedio es de un 37% del valor creado. 

El estudio concluye además que a medida que los precios no logren superar los costos asociados a las operaciones, el ”criptodaño” es mayor para  la salud y el ambiente, aproximándose al valor de la moneda creada.

El estudio se basó en analizar los gastos energéticos y sus implicaciones ambientales de la actividad minera asociada a la producción de las criptomonedas Bitcoin, EthereumLitecoin y Monero, todas ellas con el empleo del algoritmo Prueba de Trabajo (PoW), el cual ya ha sido objeto de estudio por su alto costo energético requerido para poder generar el cómputo necesario en la producción de bloques de la cadena respectiva.

 

Los investigadores a cargo del estudio 'Cryptodamages: Estimaciones del valor monetario de la contaminación del aire y los impactos en la salud humana de la minería de criptomonedas' lograron monetizar los costos gracias a datos existentes que evaluaron el uso de energía en criptomonedas, y un conjunto de técnicas de valoración económica.

"Lo más sorprendente de esta investigación es que muestra que los costos para la salud y el medio ambiente de la minería de criptomonedas son sustanciales; tal vez más grandes de lo que la mayoría de la gente se dio cuenta", dijo Benjamín Jones, investigador de la UNM, y asistente profesor de economía.

Los investigadores de la UNM argumentan que aunque las prácticas mineras crean un valor financiero, el consumo de electricidad está generando un daño aún mayor a la salud humana y el clima en general.

"Observamos el cambio climático de las emisiones de gases de efecto invernadero de la producción de electricidad y también los impactos que tienen los contaminantes atmosféricos locales cuando se transportan a favor del viento y en las comunidades locales", añadió Andrew Goodkind, profesor asistente de Economía y uno de los tres investigadores a cargo del estudio.

Los daños estimados por los investigadores surgen del aumento de contaminantes generados por la quema de combustibles fósiles utilizados para producir energía, como dióxido de carbono, partículas finas, óxidos de nitrógeno y dióxido de azufre. La exposición a algunos de estos contaminantes se ha relacionado con mayor riesgo de muerte prematura.

"Al usar grandes cantidades de electricidad generadas por la quema de combustibles fósiles", dijo Jones. "La minería de criptomonedas se asocia con una peor calidad del aire y mayores emisiones de CO2, lo que afecta a las comunidades y familias en todo el país, incluso aquí en Nuevo México".

Previsiones Futuras

El estudio de la Universidad de México estima que si los plazos de demanda de energía para producir las altcoins estudiadas siguen el mismo camino de Bitcoin, el valor de los criptodaños  podría aumentar al cien por ciento de cada dólar creado de la minería de estos activos en el futuro cercano.

La estimación futura se sustenta en el hecho de que los cálculos bajo ambientes de mercado bajista como el ocurrido en diciembre de 2018 cuando BTC bajó en casi 50 por ciento su valor promedio anual, la demanda de energía es mayor para el proceso de minería con el fin de poder compensar los costos operativos asociados con la actividad.

El informe agrega, que los cálculos de criptodaños en ése mes aumentaron hasta en un 95 por ciento para el caso de Bitcoin, solamente en los EE.UU.

México presenta históricamente uno de los niveles más altos de polución y su capital es de la más contaminadas del mundo. Con una audiencia creciente en criptomonedas, los expertos están preocupados por el aumento de la actividad minera en el país que empeore aún más la situación en la nación azteca, donde el costo por contaminación ambiental equivale al 4 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) del país.

Sigue leyendo: