Ha pasado un mes desde que la recompensa de los mineros de la red de Bitcoin (BTC) pasó por el halving del 2020, y mucho ha sucedido con la criptomoneda predominante desde entonces. Desde los cambios en el comportamiento de los inversores y traders hasta el crecimiento exponencial del interés institucional, el halving parece haber marcado el comienzo de una nueva realidad para todos los participantes del mercado de Bitcoin.

Aunque el halving no vino con el aumento inmediato de precios que muchos habían asociado con el evento, hay algunos factores clave que indican el comienzo de algunos cambios que pueden estar aquí para quedarse, algunos de los cuales pueden ser incluso fundamentales para el futuro de Bitcoin como un tipo de activo.

De hecho, algunos creen que 2020 tiene todos los fundamentos para ser un gran año para Bitcoin en términos de precio y visibilidad. Un reciente informe de Bloomberg incluso espera que Bitcoin supere sus precios récord del 2017 y llegue hasta los 28.000 dólares. Recientemente, Simon Dedic, cofundador de la empresa de análisis de criptomonedas Blockfyre, incluso llegó a decir que 150.000 dólares podrían ser un objetivo en el caso de un movimiento alcista.

Interés institucional

Aunque el comienzo del 2020 mostró volúmenes decrecientes para los derivados regulados de Bitcoin en la Chicago Mercantile Exchange, esta tendencia parece haberse invertido completamente después del halving, que se produjo poco después de que el veterano gestor de fondos de cobertura Paul Tudor Jones mostrara su aprecio por Bitcoin y revelara una participación en el activo digital, afirmando: "La mejor estrategia para maximizar los beneficios es tener el caballo más rápido. Si me veo obligado a hacer pronósticos, mi apuesta es que será Bitcoin".

Los datos de Skew revelan que los derivados de Bitcoin en la CME empezaron a registrar cifras récord poco después del halving. Esta tendencia continuó durante todo el mes de mayo. Según la revisión de la bolsa CryptoCompare de mayo, los volúmenes de derivados de Bitcoin en CME se dispararon un 59% y alcanzaron los 7.200 millones de dólares. El documento dice:

"Los volúmenes totales de opciones de CME alcanzaron un máximo mensual de 5986 contratos negociados en mayo. Esta cifra representa 16 veces los volúmenes de abril. Los volúmenes de futuros de CME también se han recuperado desde abril, aumentando un 36% (número de contratos) para llegar a 166.000 en mayo".

Tras la noticia del fondo de Bitcoin de 3iQ que cotiza en la Bolsa de Toronto aproximadamente un mes antes del halving, Grayscale reveló que sus fondos de criptomonedas aportaron más de 500 millones de dólares en el primer trimestre de 2020, lo que indica que el interés institucional sigue ocupando los titulares.

El 10 de junio, el Grupo ETC, con sede en Londres, anunció la cotización del primer producto de criptomonedas comercializado en la bolsa de valores digital Xetra de Alemania, y una reciente encuesta publicada por Fidelity ha descubierto que más de un tercio de los inversores institucionales de todo el mundo están interesados en activos digitales como Bitcoin, y el 80% de todos los inversores encuestados consideran que esta clase de activos es atractiva hasta cierto punto. Cointelegraph preguntó a Jonathan Hobbs, el director de operaciones del fondo de cobertura de activos digitales Ecstatus Capital, su opinión sobre la justificación del reciente interés institucional en BTC. Hobbs declaró:

"El programa de compra de bonos de la Reserva Federal ha aumentado su balance en unos 6 billones de dólares desde la crisis financiera de 2008, y cerca de la mitad de eso proviene de su cuarta ronda de Expansión Cuantitativa a principios de este año. Como resultado, más inversores están viendo a Bitcoin como una posible cobertura contra la inflación. El halving de Bitcoin ha jugado ciertamente en esta narrativa. Las instituciones también están viendo a Bitcoin como un activo no correlacionado con un buen riesgo de brindar recompensas".

Desvinculación de los mercados tradicionales

La correlación con los mercados tradicionales, tanto en acciones como en oro, ha sido un punto importante de discusión en el mundo de Bitcoin y se intensificó mucho antes del halving y después de la caída del Jueves Negro el 12 de marzo. Mientras que algunos señalaron la correlación entre Bitcoin y el mercado de valores como un factor de ruptura para la comparación del "oro digital", cabe destacar que todos los mercados tendían a comerciar de forma bastante correlacionada en medio de la crisis del coronavirus.

Mientras que la correlación entre Bitcoin y los mercados bursátiles permanece y con la correlación de Bitcoin con el S&P 500 habiendo alcanzado su punto más alto desde enero de 2011, los datos sugieren que la relación entre los principales mercados y Bitcoin tiende a cambiar justo antes y después de cada halving, lo que significa que los inversores pueden continuar viendo un desacoplamiento de las acciones en la segunda mitad de 2020, especialmente a medida que los efectos de la pandemia disminuyen.

De hecho, Bitcoin ha estado superando el rendimiento del mercado de valores en el segundo trimestre, con una rentabilidad superior al 50%. Según Matt D'Souza, CEO de Blockware Solutions y gestor de fondos de cobertura, la correlación puede volver a aparecer a medida que Bitcoin madure como un tipo de activo. Declaró:

"Creo que a medida que más instituciones se involucren, más veremos una correlación entre bitcoin y otros activos. Cuando las mismas personas empiezan a poseer los mismos activos o tienen acceso a los mismos activos es cuando empiezas a ver que se desarrollan correlaciones".

Los derivados están creciendo... ¿un peligro inminente?

Mientras que el interés institucional y la relación con los mercados tradicionales pueden servir como una perspectiva de lo que le espera a Bitcoin después de su tercer halving, el mercado no regulado sigue dominando a BTC, en particular los derivados, que han experimentado un crecimiento sustancial en términos de volumen de comercio. Aunque el volumen ha ido aumentando, los datos del mercado no parecen apuntar a una clara dirección de los precios siguiendo las tendencias bajistas anteriores al halving.

Según CryptoCompare, el comercio mundial de derivados aumentó un 32% en mayo, alcanzando un máximo histórico de 602.000 millones de dólares. Al igual que en los meses anteriores, las opciones siguen teniendo una demanda creciente, y el volumen de opciones de derivados aumentó un 109% hasta los 3.060 millones de dólares en mayo.

A medida que los derivados siguen creciendo, a algunos parece preocuparles que puedan causar una volatilidad innecesaria debido a las posiciones altamente apalancadas que provocan largas apreturas, en las que una fuerte caída del precio hace que las posiciones se liquiden y que el precio baje aún más, un escenario que también se observó durante la caída del 12 de marzo.

Las preocupaciones de que el creciente interés en los derivados de Bitcoin conduzca a un mercado más insalubre no se detienen ahí. Su Zhu, el CEO de Three Arrows Capital, declaró recientemente que patrones como el observado el 1 de junio, apodado el patrón "Bart Simpson" por su parecido con el personaje de los dibujos animados, se deben principalmente al volumen e interés en los exchanges de derivados de Bitcoin que permiten la manipulación:

"Lo veo como el hecho de que la gran mayoría de los Bitcoins existentes se mantiene fuera de estos exchanges [...] y no se está negociando, así que una muy pequeña cantidad de los Bitcoin que están ahí fuera están moviendo el precio".

Un patrón de "Bart Simpson" en BTC

Las métricas on-chain pintan un bonito cuadro

De hecho, las métricas on-chain también han mostrado que estos patrones han sido conectados a grandes movimientos por unas pocas ballenas a Binance y BitMex. El director general de CryptoQuant, Ki Young Ju, declaró previamente: "Múltiples entradas significativas de BTC de Binance y BitMEX unas horas antes de la caida".

Mientras que los grandes flujos de entrada a los exchanges de derivados y las posiciones liquidadas en dichos exchanges son una preocupación para el precio futuro de Bitcoin, las métricas on-chain también revelan otra señal alcista para el activo digital. Los inversores están alejando su Bitcoin de los exchanges en cifras récord, un factor que ha precedido a la acción de precios positivos para Bitcoin anteriormente.

En la semana siguiente al halving, las reservas de los 17 exchanges principales ascendieron a 1,18 millones de BTC, el valor más bajo desde noviembre de 2018, lo que indica que los inversores están planeando mantener sus BTC durante algún tiempo. El 8 de junio, se retiraron de los exchanges 27.000 BTC adicionales a los depositados. La última vez que hubo una salida tan significativa, Bitcoin se apreció en un 88%.

Stablecoins

El día después del halving también marcó el día en que la Stablecoin Tether (USDT) respaldado por el dólar americano superó a XRP como la tercera mayor criptomoneda por capitalización de mercado, según Stablecoin Index. El crecimiento de USDT sigue su tendencia de los días anteriores al halving, y sigue representando ~98% de todo el volumen de BTC a stablecoins.

Las investigaciones han demostrado que existe una relación positiva entre la emisión de USDT y el precio de Bitcoin, y aunque el volumen de la stablecoin se ha ralentizado en abril y mayo, según CryptoCompare, el crecimiento de la emisión de USDT sigue teniendo una perspectiva positiva a corto y medio plazo. Brian Quinlivan, director de marketing y medios sociales del proveedor de datos de criptomonedas Santiment, dijo recientemente a Cointelegraph:

"Cuando la gente no está usando USDT, lo más frecuente es que lo pongan en Bitcoin. Y lo mejor de todo es el hecho de que este porcentaje de USDT a menudo fluctúa unas horas o días antes de que el precio de BTC reaccione a él. Así que monitorear esta métrica por adelantado puede terminar produciendo una tremenda ventaja al captar una fluctuación repentina con suficiente antelación".

El camino por delante

Aunque sólo ha pasado un mes desde que Bitcoin pasó por su halving, las cosas parecen estar calentándose para Bitcoin, ya que el interés institucional se dispara junto con el volumen general de derivados. Una semana después del evento, los datos de la compañía de datos de criptomonedas The TIE mostraron que el sentimiento hacia Bitcoin es el más alto desde 2017.

Varios puntos de datos muestran señales alcistas para Bitcoin, pero la inestabilidad y la manipulación del mercado siguen siendo un gran desafío, especialmente a medida que jugadores más serios continúan uniéndose a su mercado. Los cambios en la forma en que los inversores y traders miran a Bitcoin están destinados a tener un impacto a largo y medio plazo en la acción del precio de BTC, ya que más gente decide mantener el activo y adquirir stablecoins como una puerta de entrada a las criptomonedas. Un desacoplamiento de los mercados tradicionales también puede traer nuevos desarrollos a Bitcoin como una nueva clase de activo, aunque esto puede cambiar a medida que los inversores decidan en qué categoría se debería colocar este activo digital.

Sigue leyendo: