Agencia Tributaria de Dinamarca obtiene autorización para recopilar datos de tres exchanges de criptomonedas

La Autoridad Tributaria de Dinamarca ha sido autorizada por el Consejo Fiscal del país para obtener información sobre todas las transacciones de criptomonedas en tres exchange de criptomonedas nacionales. Un anuncio oficial publicado en el sitio web de la agencia informó este desarrollo el 14 de enero.

La autorización significa que tres exchanges de criptomonedas daneses no especificados ahora tienen obligaciones legales de divulgación para entregar información de identidad que incluye nombres, direcciones y números de impuestos personales, así como detalles de todas las transacciones criptomonetarias realizadas en sus plataformas entre el 1 de enero del 2016 y el 31 de diciembre del 2018.

La Autoridad Tributaria ha dicho que usará la información para garantizar que los ciudadanos que han comercializado criptomonedas hayan pagado debidamente el impuesto correcto. Se cita a Karin Bergen, directora de la agencia, diciendo que su nuevo mandato le brindará oportunidades completamente nuevas en relación con su control en el sector de la criptomoneda.

Cualquier información relacionada con la identidad de los ciudadanos y las empresas y los datos de las transacciones se pasarán a las autoridades fiscales de sus respectivos países.

De acuerdo con el anuncio, los primeros ajustes al tratamiento fiscal para casos específicos se harán en base a la información recién adquirida y, según se informa, se enviarán antes del verano del 2019. Estos informes incluirán si se requieren intercambios individuales o de negocios para ser incluido en su renta imponible declarada.

Bergan ha declarado además que "sin ir demasiado lejos, creo que se puede decir que [las criptomonedas] son un gran mercado que debemos analizar más detenidamente".

En diciembre pasado, un artículo publicado por The Wall Street Journal (WSJ) aconsejó astutamente a los inversores estadounidenses que vendieran y luego recomprasen su Bitcoin (BTC) como una estrategia para ahorrar en impuestos.

En julio del 2017, el IRS había requerido que el importante exchange Coinbase de Estados Unidos entregara información detallada sobre cada uno de sus más de 500.000 usuarios en un intento por evitar la evasión fiscal. Sin embargo, una orden judicial en noviembre del 2017 redujo este número a alrededor de 14.000 usuarios de transacciones altas, que la plataforma informó más tarde como 13.000.

Así como se informó, los datos publicados antes del cierre del año fiscal anterior indicaron que solo el 0,04 por ciento de los contribuyentes de impuestos reportaban las ganancias de capital originadas por inversiones criptomonetarias al IRS.