Plataforma de inversión japonesa hará a los humanos "financieramente autónomos"

A partir del otoño de 2017, se estimaron que los activos bajo gestión por el sector de los fondos de inversión estaban en $2,5 millones. Se prevé que una empresa japonesa reforme este floreciente mercado con tecnología Blockchain y pretende impugnar el puñado de actores dominantes en el sector por la incautación de un 1 por ciento de la cuota del sector.    

SPINDLE, que planea conectar fondos de inversión de criptomonedas y usuarios fácilmente y en un nivel equitativo, completó con éxito una venta privada a comienzos de este año, centrada principalmente en Japón. La plataforma de inversión ahora espera globalizarse. Su sistema basado en blockchain está diseñado para hacer inversiones y el mercado de criptomonedas disponible para todos, independientemente de sus antecedentes o su riqueza. Su plataforma "Zeta" utilizará una combinación de blockchain y tecnologías de contratos inteligentes para crear un entorno donde la información sobre las oportunidades de inversión se entregue con "la máxima transparencia", permitiendo que los inversionistas se comuniquen directamente con los administradores del fondo y tomen decisiones seguras basadas en información confiable.

El proyecto también pretende aumentar la cantidad de información sobre los activos disponibles para los gestores de los fondos. Una forma en que esto se logrará es a través contratos inteligentes de Ethereum, para crear un marco transparente y un registro de todas las transacciones asociadas con un activo al que sea fácil acceder. Tanto los gestores de fondos como los inversores privados tendrán acceso a un completo historial de inviolabilidad de un activo a través de ZETA.

Creando "seres humanos autónomos"

SPINDLE está desarrollándose por el Grupo Blackstar, con base en Shanghai, Londres y Tokio. Su sistema de ZETA se dio a conocer en cuatro etapas.

La primera es ZETA-1. Gratuita y basado en blockchain, Zeta-1 es un servicio de supervisión y presentación de informes que permite a los inversionistas confirmar perfiles de fondo y transacciones anteriores, así como visualizar su historial de gestión de activos. El sistema está diseñado de manera que toda la información registrada no pueda alterarse en una fecha posterior. Los tokens de SPINDLE (o SPD) serán usados en la plataforma, el documento de la empresa habiendo confirmado que los titulares de los token no estarán sujetos al pago de honorarios o comisiones en la mayoría de los casos. Fondos en criptomonedas también reciben la oportunidad de unirse de forma gratuita.

SPINDLE dice que esto sería seguido por el lanzamiento de ZETA-2. El proyecto afirma que algunas de las bolsas disponibles actualmente en el mercado están centralizadas y son "potencialmente peligrosas” ( poniendo los activos en riesgo de robo). ZETA-2 pretende remediar esta situación mediante el lanzamiento de un "intercambio atómico distribuido de alta velocidad", que elimina los problemas como la escalabilidad de transacción y retrasos, resultando en una experiencia para los usuarios que no es diferente del uso de un intercambio centralizado. Este sistema estaría complementado por un "sistema de comercio de seguimiento desconfiado" donde un inversionista puede pagar para emular las estrategias de inversión de otro usuario sin la necesidad de confiar a los activos que operan en subcontratar. 

SPINDLE va a utilizar los datos acumulados de ambos ZETA-1 y ZETA-2 para lanzar un “sistema de puntuación de crédito distribuido" conocido como ZETA-3. El proyecto sostiene que los mecanismos actuales utilizados por organismos de referencia de crédito ya no garantizan la imparcialidad y dice que su solución sería "independiente de determinados individuos, empresas y países.” Los datos de transacción objetivos obtenidos de ZETA-2, así como las valoraciones entre usuarios, creará una "puntuación justa y adecuada”, lo que permite a los usuarios recibir una "evaluación real de libertad económica.” A partir de aquí, los usuarios podrán recibir y otorgar prestar tokens SPD, y aquellos con puntajes mayores podrán disfrutar de "inversiones activas y más desafiantes.”

ZETA ROADMAP

Las tres etapas allanan el camino para lo que SPINDLE describe como un "crédito de autonomía", con ZETA-4 usando "información de transacción abrumadoramente precisa" así como análisis y evaluación basado en inteligencia artificial para lograr el "dominio" de agencias de referencia convencional.

Mapa del camino y ICO

SPINDLE dice que empezó a desarrollar la primera etapa de su sistema ZETA en el inicio de 2018. Su intercambio descentralizado comenzará su producción a mediados de año, mientras que la aplicación descentralizada de calificación crediticia comenzará en 2019. Por último, SPINDLE espera poder alcanzar la cuarta y última etapa de autonomía de crédito hacia el final de 2019.

El proyecto está dirigido por el veterano de fondo de inversión Masamitsu Hirai. En el transcurso de su carrera, Hirai ha trabajado como gestor del fondo y asesor en Funai Soken Holdings Inc, jefe de derivados en un fondo de inversión de Malasia, y el CEO de una empresa de gestión de inversiones independiente en Japón. Hirai también es CEO de Bullion Japan Inc.

La venta al público de SPINDLE está programada para el 9 de mayo hasta el 15 de mayo de 2018.

 

Renuncia de responsabilidad. Cointelegraph no avala ningún contenido o producto en esta página. Si bien tratamos de ofrecer toda la información importante que podríamos obtener, los lectores deben hacer sus propias investigaciones antes de tomar cualquier acción relacionada con la empresa y llevar la plena responsabilidad de sus decisiones, a la vez que este artículo no puede ser considerado como un asesoramiento en materia de inversión.