Informe: caídas de los mercados de criptos y petróleo son señales de que se acerca el 'Flash Crash' en los mercados

Los analistas del Bank of America Merrill Lynch han dicho que la caída de los mercados de criptomonedas y petróleo son indicadores de una inminente "caída repentina" en los mercados, informó Reuters el 16 de noviembre.

Los estrategas sugirieron que el aumento de la volatilidad en varias clases de activos y el desapalancamiento, como el que se ha producido en los mercados petroleros en las últimas semanas, son signos de la evolución de un mercado bajista.

El 14 de noviembre, el precio de Bitcoin (BTC) cayó por debajo de los $5.400, mientras que la capitalización total del mercado de todas las criptomonedas cayó hasta $174.000 millones. La caída de los precios marcó un nuevo récord de volatilidad para los mercados este año, mientras que la tasa de volatilidad de la BTC superó el índice de siete en Bitcointicker por primera vez desde abril de 2018.

El martes, el crudo Brent registró mínimos de ocho meses atrás, convirtiéndose en la caída de un día más extrema en más de tres años. Como resultado del actual mercado bajista, el efectivo ha superado el rendimiento de las acciones y bonos este año por primera vez desde 1992. Los estrategas dijeron:

"Ingredientes de la caída repentina de los bonos, las divisas, la volatilidad de las acciones, todos con tendencia al alza, los eventos viciosos de desapalancamiento, el riesgo de dislocación a través de desvíos anormales.... los desencadenantes podrían ser violentos movimientos del dólar de los Estados Unidos y/o los datos de la macro de choque que obligan a la brusca reducción del PIB y de las ganancias."

Los analistas dijeron a Reuters que, a pesar de las señales bajistas, $122.000 millones se han invertido en acciones, $35.000 millones en fondos del mercado monetario y $24.000 millones en bonos. Al mismo tiempo, los mercados vieron grandes salidas de bonos corporativos, donde los fondos de bonos corporativos de grado de inversión perdieron $2.000 millones y los fondos de bonos de alto rendimiento, $2.300 millones.

Los "últimos alcistas en pie" son los bonos corporativos de alto rendimiento y el dólar estadounidense, según los estrategas. Se estima que el dólar americano subirá a finales de este año y que seguirá subiendo en el primer trimestre de 2019 antes de caer.

El analista de Fundstrat Rob Sluymer predijo que el colapso de Bitcoin el 14 de noviembre empujó a los criptomercados a un área "profundamente sobrevendida", mientras que los "indicadores técnicos a largo plazo no son tan favorables". Sluymer concluyó que Bitcoin será capaz de apoyar un "rally de varios meses", pero sólo después de que se haya superado el daño "significativo" causado esta semana.

Ayer, un operador de eWarrant Japan Securities K.K. en Tokio, Soichiro Tsutsumi, dijo a Bloomberg que la pérdida del soporte de $6.000 parece una "señal peligrosa" para los jugadores de la industria, especialmente los que tienen "modelos de negocio que dependen de un grupo de clientes".