Singapur: Banco Central refuta artículos falsos que afirman que su presidente invirtió $1000 millones en BTC

El banco central de facto de Singapur  emitió dos advertencias a dos sitios web de noticias falsas el martes 18 de septiembre, después de que se publicaran artículos con "comentarios falsos" sobre criptomonedas del Presidente y Viceprimer Ministro Tharman Shanmugaratnam.

Los sitios, Gulf Weed Crab y Positive Bath Hour, que presentan noticias engañosas sobre temas aparentemente aleatorios, han afirmado que Shanmugaratnam estaba detrás de una inversión de $1000 millones patrocinada por el Estado en Bitcoin (BTC) y de un "Proyecto Digital de Alta Tecnología" para los singapurenses.

Desde entonces, parece que los sitios web han retirado los artículos. El titular de Gulf Weed Crab, según una captura de pantalla reproducida en el medio de comunicación local Straits Times, decía: "Tharman Shanmugaratnam invierte $1000 millones para todos los residentes de Singapur", con el artículo del otro sitio que contenía información falsa sobre una inversión digital de "alta tecnología".

Al comentar el episodio, la Autoridad Monetaria de Singapur (MAS) intentó distanciarse de las citas erróneamente atribuidas a Shanmugaratnam, reiterando que el contenido del artículo sobre el Gulf Weed Crab era falso.

"El artículo del sitio web sobre Bitcoins es muy falso y engañoso", respondió, afirmando:

"Las declaraciones atribuidas al vice primer ministro  Tharman son completamente falsas, aparte de su observación de que los volúmenes de comercio en criptomonedas son bajos en Singapur".

Ambos artículos ofensivos también habían pedido información de pago a los lectores para enviar fondos y para suscribirse a una "cuenta Bitcoin". La segunda advertencia del MAS señalaba que "los casos de inversiones fraudulentas y otras formas de actividades ilícitas deben ser remitidos a la Policía".

Singapur sigue adoptando una postura permisiva pero prudente sobre la criptomoneda, y el MAS y los políticos de alto rango señalaron que estaban monitoreando el espacio y que aplicarían una regulación más estricta si fuera necesario para la protección del consumidor.