Bancor insta a jugadores de la industria a colaborar después de hack de $23,5 millones

El 9 de julio, la criptoplataforma descentralizada Bancor se vio comprometida. Los hackers lograron drenar más de $23 millones en criptomonedas, parte del cual supuestamente ya se convirtió en dinero fiduciario a través del servicio de intercambio instantáneo Changelly. Mientras que el equipo de Bancor está colaborando con otros actores de la industria para rastrear los fondos robados, la reciente brecha de seguridad muestra cómo las plataformas descentralizadas lidian con violaciones de seguridad, aunque algunos miembros de la comunidad han comenzado a cuestionar si Bancor puede considerarse, en absoluto, un servicio descentralizado.

¿Qué es Bancor?

Bancor se lanzó en junio del 2017 después de una de las Ofertas Iniciales de Monedas (ICOs) más exitosas de la historia: reunió alrededor de $153 millones en Ethereum (ETH) en solo tres horas durante la etapa de crowdfunding respaldada por el reconocido inversor Tim Draper, entre otros. Nombrado después de una moneda supranacional conceptualizada por los economistas John Maynard Keynes y E. F. Schumacher pensadas para ser utilizadas en el comercio internacional después de la Segunda Guerra Mundial, Bancor con sede en Tel Aviv es una plataforma de criptomonedas descentralizada que esencialmente permite a los usuarios lanzar sus propios tokens.

Más detalladamente, el protocolo de Bancor permite a los usuarios emitir los llamados "tokens inteligentes", que pueden mantener uno o más tokens en reserva y convertirlos en otros tokens sin contraparte. Bancor integra su propio token homónimo (BNT), que puede ser intercambiado por cualquiera de los otros tokens compatibles con la red, y viceversa.

Por lo tanto, el contrato de token inteligente es su propio creador de mercado. Como resultado, automáticamente proporciona descubrimiento de precios y liquidez a otras monedas. En otras palabras, Bancor es una salida para vender cualquier token digital que liste, incluso si no hay un comprador disponible para ellos. Es un sistema descentralizado, y, por lo tanto, no requiere procedimientos KYC y —a diferencia de las plataformas centralizadas de criptomoneda que recientemente atrajeron las duras críticas del creador de ETH, Vitalik Buterin, quien llegó al extremo de desear que "ardan en el infierno para siempre"— no almacena todos los fondos de usuario en un solo lugar, lo que potencialmente podría atraer a los piratas informáticos (hackers).

¿Cómo fue hackeada?

Sin embargo, el 9 de julio quedó sujeta a un atraco, durante el cual los piratas informáticos lograron robar aproximadamente $23,5 millones en criptomonedas —3 200 000 BNT (valor de $10 millones), 24 984 ETH (valor de aproximadamente $12,5 millones) y 229 356 645 NPXS (valor de aproximadame