China introduce nuevas regulaciones anti-anonimato para las compañías relacionadas con las cadenas de bloques

La Administración del Ciberespacio de China (CAC) ha introducido nuevas regulaciones para las empresas de cadenas de bloques que operan en el país. El anuncio fue publicado en el sitio web del regulador el jueves 10 de enero.

Según el CAC, las directrices, que entrarán en vigor el 15 de febrero, se elaboraron para contribuir al desarrollo saludable de la industria.

En el documento se describen las empresas sujetas a reglamentos como sitios web o aplicaciones móviles que proporcionan información y apoyo técnico al público utilizando tecnologías de cadenas de bloques. Tan pronto como el reglamento entre en vigor, estarán obligados a registrar sus nombres, dominios y direcciones de servidores en el CAC en un plazo de 20 días.

Las directrices exigen que las startups de cadena de bloques permitan a las autoridades acceder a los datos almacenados e introducir procedimientos de registro que requieran una tarjeta de identificación o números de móvil de sus usuarios. Además, estarán obligados a supervisar el contenido y censurar la información que esté prohibida por la legislación china vigente.

Si una empresa no cumple con las regulaciones, puede enfrentar multas de 20,000 a 30,000 yuanes (USD 2.900 y USD 4.400, respectivamente). En caso de delitos en serie, la empresa podría ser objeto de una investigación penal.

China publicó por primera vez en octubre un proyecto de directrices para las empresas de cadenas de bloques, que también contenía recomendaciones para eliminar el anonimato en las cadenas de bloques.

En ese momento, el periódico asiático The South China Morning Post escribió sobre una carta abierta anónima que alegaba acoso sexual en una de las principales universidades chinas y que fue publicada en la blockchain de Ethereum (ETH) en abril. El medio de comunicación cree que la publicación de la carta podría ser una motivación detrás de las nuevas regulaciones.

En la actualidad, China está poniendo en marcha principalmente legislación sobre la cadena de bloques en tres regiones: Beijing, Shangai y Guangzhou. Según un informe de diciembre de la publicación financiera local Securities Daily, hay 11 proyectos de políticas relacionadas con la cadena de bloques que se concentran en estas áreas.

Entretanto, el país ha mantenido una prohibición de facto de las criptotransacciones nacionales desde 2017, que se completó en febrero de 2018, cuando el gobierno añadió a su Gran Cortafuegos sitios web internacionales de criptobolsas y de oferta inicial de monedas (ICO). La decisión fue aprobada por el Banco Popular de China , el banco central del país y los reguladores.