Dubai publica advertencia pública contra las ICOs, uniéndose a la ola mundial de reguladores

La Autoridad de Servicios Financieras de Dubai (DFSA) ha emitido una advertencia pública contra las ofertas iniciales de monedas la (ICOs) hacia los inversores.

Advertencia DFSA

La DFSA ha advertido al público que algunos tipos de ofertas, incluidas las ICO, deben considerarse como inversiones de alto riesgo. Éstas incluyen ofertas que se realizan con base transfronteriza.

Esta movida procede a las advertencias similares emitidas por reguladores financieros, que incluyen agencias de China, Singapur, Canadá, Malasia y de los EE.UU., Los reguladores de Dubai están preocupados de que las ICOs puedan ser comercializadas para inversores sin experiencia que pueden buscar exposición medir los riesgos posibles.

"El DFSA desea destacar que estos tipos de oferta de productos y los sistemas y tecnología que los soportan son complejos, tienen sus propios riesgos únicos, que pueden no ser fáciles de mostrar o entender, y que pueden aumentar cuando se ofrecen ofertas sobre una base transfronteriza, que deberían considerarse inversiones de alto riesgo".

Una distinción del DFA respecto a otros países que permiten criptomonedas es el estatus especial del Dubai International Financial Center. El DFSA "actualmente no regula estos tipos de ofertas" ni es capaz de otorgar una licencia a las empresas para ofrecer dichos productos o servicios dentro de la zona económica especial en Dubai.

El cripto en movimiento

En agosto de este año, Farad, una empresa de Malasia, lanzó su criptomoneda Farad en un hotel del Centro Financiero Internacional de Dubai. Los inversores pueden comprar un criptoken Farad, el cual se afirma que está respaldado por la fabricación de los últimos ultra-condensadores. El  empresario Elon Musk ha descrito a estos condensadores como el futuro del almacenamiento de energía.

La criptomoneda Farad (FRD) es una moneda digital, con cada token representando los derechos del contrato de compra a término de 80.000.000 de células ultracapacitoras producidas por una empresa china durante un período de 36 meses.

El hecho de que estos tokens se generen en línea con la producción de los condensadores de Farad es lo excepcional de este tipo de primeras ofertas iniciales (ICO), la última de una larga línea de nuevas criptomonedas lanzadas, tras el rally en el precio del Bitcoin.

En medio de esta incertidumbre, sobre si las ICOs estaban respaldadas por un sólido modelo de negocios y por la actividad económica real, ha habido una distracción y un declive por parte de las audiencias. 

En este momento, todavía es incierto si la DFSA tomará medidas para regular cualquier tipo de actividad relacionada con las ICOs dentro de la zona económica.

El único enfoque de DFSA es el bienestar de sus inversionistas. Esto no garantiza ninguna proclamación sobre si la agencia cree que los tokens ICO o FRD pueden ser consideradas como valores. Este es un hallazgo que pondrá su orientación en línea con otros reguladores a nivel internacional.

  • Síguenos en: