Exasesor de Trump lanzará stablecoin respaldada por reserva fraccional

Un exasesor de campaña del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, planea lanzar una moneda estable basada en una reserva fraccional.

Tal como Fortune informó el 21 de octubre, Stephen Moore anunció planes para lanzar una moneda estable llamada Frax, que estará respaldada por una reserva fraccional de dólares estadounidenses.

Como tal, la stablecoin no se vinculará individualmente con una reserva de dólares, sino que se basaría en algoritmos que prestarán sus reservas y ganarán intereses para asegurarse de que el valor de la moneda permanezca fijo al dólar.

Moore y su socio comercial y cofundador de Frax, Sam Kazemian, dijeron que la stablecoin —que se lanzaría en los próximos meses— se construirá sobre cadenas de bloques establecidas que garanticen un registro público resistente a la manipulación.

Moore ve la criptomoneda como una alternativa a las monedas gubernamentales

Moore, quien también es economista en Heritage Foundation —un grupo conservador de expertos— argumentó que las criptomonedas podría ser una alternativa al dinero respaldado por el estado:

"He seguido la política monetaria durante 30 años y siempre me ha preocupado el monopolio gubernamental sobre la moneda, que no es saludable para los mercados [...] Es muy saludable para los competidores privados desafiar a los bancos centrales por la oferta monetaria. [...] Si hubiera estado en la Reserva Federal, me hubiera gustado ver un estímulo para el desarrollo de criptomonedas como Frax. Puede ser un control y un equilibrio contra las monedas fuera de control".

Este verano, Moore se unió a un nuevo criptoproyecto denominado "Decentral", que cuenta con Kazemian como CEO y Mike Novogratz —el fundador del banco de criptomonedas Galaxy Digital— como un supuesto inversor. En ese momento, Decentral también estaba planeando emitir una moneda estable anclada al fíat/activo o algorítmicamente estabilizada.

Decentral se describió como una plataforma que asumirá responsabilidades similares a la Reserva Federal de EE. UU. dentro del espacio de las criptomonedas, como la regulación del suministro monetario y el intercambio de su propio token por otras criptomonedas.

Anteriormente, Moore comentó sobre la moneda estable Libra de Facebook, que aún no se ha lanzado, afirmando que: "es interesante, porque esta [Libra] representa un nuevo desafío para los banqueros centrales, que ahora tienen la competencia de monedas privadas".

Mientras tanto, los líderes financieros del G20 acordaron que la aceptación global de las monedas estables dará lugar a un conjunto de graves riesgos regulatorios y políticas públicas.

Sigue leyendo: