FMI: Los efectos de la red podrían encender el fuego de la adopción de dinero digital

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha argumentado que los efectos de red podrían desencadenar la adopción masiva de nuevos fondos digitales.

En un nuevo informe publicado el 15 de julio, el FMI pretende crear un marco conceptual para categorizar los nuevos fondos digitales, como Libra de Facebook y las stablecoins, así como reflexionar sobre las implicaciones de su aparición para la política del banco central.

En su análisis del dinero electrónico (incluidos, entre otros, los activos basados en blockchain), el FMI identifica seis factores que podrían impulsar su rápido crecimiento para los pagos: conveniencia, ubicuidad, complementariedad, bajos costos de transacción, confianza y efectos de red. El informe dice:

“Las primeras cinco razones pueden ser la chispa que enciende el fuego del dinero electrónico; la sexta es el viento que podría propagar el fuego. El poder de los efectos de red para difundir la adopción de nuevos servicios no debe subestimarse.”

Para reforzar sus afirmaciones, el FMI señala el rápido paso del correo electrónico al SMS y del SMS a plataformas de mensajería social como Whatsapp, señalando que la adopción de esta última fue exponencialmente más rápida que el paso inicial al correo electrónico, y que su base de usuarios de 1,500 millones de personas es atribuible más al boca a boca que a las estrategias de marketing formales.

El FMI también crea una taxonomía que indica su opinión sobre el próspero sector del dinero digital, adoptando en particular el principio fundamental de descentralización de la industria blockchain como uno de sus principales parámetros de clasificación:

 “Money trees.” A taxonomy of the digital money landscape

 “Árboles de dinero". Una taxonomía del panorama monetario digital. Fuente: FMI 

Dedicando una parte de su análisis a la cuestión de las monedas digitales de los bancos centrales (CBDC), el FMI propone un enfoque híbrido que se establecería mediante una asociación público-privada, definiendo el activo propuesto como un CBDC sintético (sCBDC).

Un banco central tendría una responsabilidad limitada con respecto a un futuro CBCD, ofreciendo servicios de liquidación (incluido el acceso a sus reservas) a los proveedores de dinero electrónico, que, a su vez, estarían sólidamente regulados. El informe sostiene que este híbrido, y no en toda regla, se beneficiaría de la ventaja comparativa del sector privado para innovar e interactuar con los consumidores, al tiempo que confía en que el banco central proporcione confianza y eficiencia. El FMI concluye:

“Mucho está en manos de los bancos centrales, reguladores y empresarios, pero una cosa es cierta: la innovación y el cambio pueden transformar el panorama de la banca y el dinero tal y como lo conocemos.”

Esta primavera, la directora general del FMI, Christine Lagarde, dijo que los innovadores de blockchain están sacudiendo el mundo financiero tradicional y teniendo un claro impacto en los actores tradicionales, habiendo reconocido previamente que la organización potencialmente podría lanzar su propio activo digital en el futuro.

Sigue leyendo:

Bitcoin Suisse solicita una licencia bancaria en Suiza

La ciudad canadiense dice sí a la aceptación de Bitcoin para los impuestos prediales

Barry Silbert: El criptodiscurso de Mnuchin fue la validación total de Bitcoin

El dominio de Bitcoin y el “fin” de las altcoins

La policía jamaicana apunta a los bolsillos Bitcoin de los traficantes de personas

Firma de ciberseguridad: jugadores de Fortnite son blanco de software malicioso que roba direcciones BTC

La auditoría de TrueUSD muestra respaldo total por parte del dólar estadounidense