Organismo de vigilancia financiera de Corea del Sur publica directrices AML más estrictas para monedas virtuales

El máximo regulador financiero de Corea del Sur ha publicado un conjunto de directrices revisadas contra el lavado de dinero (AML) para monedas virtuales, según una nota de prensa publicada esta semana.

La nota de prensa señala que la Comisión de Servicios Financieros (FSC) realizó inspecciones in situ de tres bancos nacionales, Nonghyup, Kookmin y Hana Bank, cuyos resultados impulsaron la actualización de las directrices de AML.

Las nuevas directrices señalan que las bolsas de criptomonedas deben llevar a cabo Debida Diligencia del Cliente (CDD) e Identificación Mejorada del Cliente (EDD) para garantizar que los fines comerciales y las fuentes de financiación de los usuarios sean legítimas. Si una empresa se niega o no puede proporcionar información para la verificación del cliente, las directrices indican que cualquier transacción de esa entidad debe rechazarse o cancelarse.

De acuerdo con las normas revisadas, las bolsas de criptomonedas también son responsables de asegurarse de que los extranjeros no utilicen criptobolsas locales, que los delincuentes no usen las cuentas personales de otras personas para lavar dinero y que no haya transacciones sospechosas ni procesamiento de pagos, informa el sitio de noticias CCN.

En mayo, la FSC se unió a una investigación de criptomonedas ya iniciada por el Servicio de Supervisión Financiera de Corea del Sur (FSS, por sus siglas en inglés) para que las criptobolsas cumplan con AML.