Bitfinex en Polonia: ¿Hubo vinculaciones con lavado de dinero?

El 7 de abril comenzaron a surgir informes de Polonia en el sentido de que los fiscales polacos incautaron 400 millones de euros de una cuenta que supuestamente estaba vinculada a uno de las mayores criptobolsas a nivel mundial, Bitfinex.

Si bien existían vínculos con la criptobolsa, eran, en el mejor de los casos, tenues e involucraban a una larga cadena de jugadores que aparentemente los llevaban a Bitfinex. Desde el Ministerio de Relaciones Exteriores de Bélgica a una embajada en la República Democrática del Congo, enlaces a carteles de cocaína colombianos y una empresa registrada en Panamá; todo sonaba como los ingredientes de una película de James Bond.

Bitfinex salió y negó vehementemente las acusaciones y se negó a hacer más comentarios, indicando que el asunto estaba cerrado. Pero, ¿cuán profundas son estas acusaciones? ¿Hay alguna evidencia contundente, o es todo conjetura y evidencias circunstanciales?

Entrando en lo desconocido

La historia dice que los 400 millones de euros incautados en el Banco Cooperativo en Skierniewice, Polonia, estaban vinculados a la criptobolsa Bitfinex. La razón por la que se incautaron los fondos es que estaban vinculados a la defraudación de €400 000 del Ministerio de Relaciones Exteriores belga durante la construcción de su embajada en la República Democrática del Congo.

  • Los fondos fueron confiscados de dos cuentas del banco, una registrada en las cercanías de Pruszków y propiedad de una persona de descendencia canadiense-panameña. La segunda cuenta presuntamente fue presidida por un hombre con ciudadanía colombiana y panameña, y es la que presuntamente tiene vínculos con Bitfinex.
  • Una gran cantidad de documentos publicados en línea supuestamente vinculan Bitfinex a esta cuenta en una larga lista de enlaces. Algunos de los documentos muestran que Bitfinex dirige a sus clientes a una cuenta en el banco.
  • Un usuario de Bitfinex afirmó que fue interrogado por la policía debido a un caso relacionado con Crypto sp z o.o, ya que recibió un pago de ellos a través de Bitfinex.
  • Se informó que Crypto sp z o.o (y la empresa matriz Crypto Capital Corp.), registrada en Panamá, tenía tratos con redes de tráfico de narcóticos, lo que llevó a la policía a creer que los delincuentes usaban criptomonedas para blanquear el dinero fiduciario.

Con todo esto saliendo a la luz, las supuestas conexiones en teoría muestran que Bitfinex tenía vínculos con el banco donde el dinero fue confiscado por la policía polaca, ya que apuntó a los usuarios en su dirección en el 2017.

Con esto en mente, la conexión entre esa cuenta y Crypto sp z o.o es relativamente débil, ya que se basa en el hecho de que Crypto sp z o.o es una empresa panameña, y la cuenta es propiedad de un canadiense-panameño.

Además, el enlace aparentemente se basa en la palabra de un testigo interrogado que dijo que Crypto sp z o.o le pagó usando Bitfinex, la mayor criptobolsa de Bitcoin a nivel mundial.

Vínculos poco convincentes

Mientras que la policía polaca está desentrañando una historia de tráfico de drogas y lavado de dinero, las conexiones de esas actividades con Bittinex son, en el mejor de los casos, débiles.

Simplemente es posible enlazar Bitfinex con Cooperative Bank en Skierniewice, pero no es fácil con una serie de puntos donde todo el proceso puede fallar. Una pieza de Trustnodes, publicada en noviembre del año pasado, hace todo lo posible para vincular Bitfinex al Banco Polaco, registrado en Panamá.

Sin embargo, incluso con pequeños enlaces que mantienen a Bitfinex cerca de donde se lleva a cabo la actividad ilegal, la evidencia que los vincula a los fondos incautados es circunstancial en el mejor de los casos.

Las acusaciones intentan vincular a la criptobolsa con reclamos penales activos y sustanciales, como el tráfico de drogas a través de Columbia, fraudes con respecto al lavado de dinero, razón por la cual se incautaron los fondos, sin embargo, el único vínculo real de Bitfinex que se puede probar se basa en la palabra de una persona cuestionada.

Negación completa

A pesar de la naturaleza de la teoría de la conspiración de las denuncias planteadas, Bitfinex salió dos días más tarde con una declaración a ciertos medios de comunicación negando todos los reclamos de cualquier delito relacionado con el tráfico de drogas y el lavado de dinero.

Cointelegraph se comunicó con Bitfinex al respecto, pero no recibió ningún comentario hasta el cierre de esta edición. Su respuesta oficial decía:

"Bitfinex puede confirmar que conoce las acusaciones actuales que han sido informadas por los medios polacos en las últimas horas. Bitfinex cree que estas acusaciones son falsas y los clientes y las operaciones de Bitfinex no se ven afectadas por rumores falsos. Bitfinex se enorgullece de ser la criptobolsa líder en el mundo, y en esta capacidad trabaja incansablemente para permanecer en estricto cumplimiento con las autoridades y los reguladores de todo el mundo."

A Bitfinex le ha resultado difícil en el pasado distanciarse de las acusaciones y otras controversias. El 30 de enero, Bitfinex recibió una citación de la SEC, junto con su compañía hermana, Tether, a medida que siguen surgiendo preguntas sobre su verdadero valor.

Sin embargo, incluso estas controversias parecen ser un poco duras para ambas compañías. La SEC, una organización que opera solo dentro de las fronteras de los EE. UU., envió sus citaciones a dos compañías que no son de EE. UU. ni tienen sede allí.

Aunque no es totalmente inaudito que la SEC se acerque a las compañías extranjeras, con Telegram contactando a la SEC con respecto a su ICO, aún apunta hacia cómo Bitfinex parece atraer mucha atención por las razones negativas.

“Soy un idiota despistado, pero ¿qué tiene que ver la CTFC con Bitfinex (que no es compañía estadounidense), Tether (que no es compañía estadounidense) y el hecho de que Bitfinex no permite a ningún cliente estadounidense en su plataforma? Aunque podría ser de antes de que aplicaran esa regla.”

Objetivo fácil

Tal como están las cosas, ni Tether ni Bitfinex han estado vinculados de manera convincente a ninguna mala acción, a pesar de que se les presentaron varias investigaciones y acusaciones. Como la mayor criptobolsa a nivel mundial, no es tan sorprendente que sean un objetivo fácil en un ecosistema plagado de tratos poco confiables.

Al resumir la situación, el CEO de Altmarket, Bryce Weiner tal vez lo dijo mejor:

“Deletrearé esto en el menor número posible de tweets.

Alguien estafó al gobierno belga por $400M.

Ese dinero terminó en cuentas polacas.

Eso cabreó a Polonia sin fin.

Resulta que parece que esas cuentas son las de las compañías frontales de @Bitfinex.

Fin.”

Al igual que existe un vínculo entre las actividades delictivas y Bitcoin, podría haber casos de actividades delictivas vinculadas a las bolsas de Bitcoin. Eso no quiere decir que las bolsas estén participando directamente en las actividades delictivas, al igual que Bitcoin no se debe culpar directamente a las personas que compran drogas.

Tal como están las cosas, Bitfinex no puede ser responsabilizada por las acusaciones formuladas contra ésta. Si los delincuentes han utilizado su servicio para actividades ilícitas ilegales, entonces esa es una situación diferente, y no un criminal, que puede estar dirigida a la bolsa.