Criptomonedas son "en gran parte utilizable solo por desarrolladores" dice el Wall Street Journal

"Han surgido pocos usos tangibles para Bitcoin (BTC) y su tecnología subyacente de cadena de bloques", según un artículo del Wall Street Journal (WSJ) publicado el 1 de enero.

Según WSJ, en el 2017, el real desarrollo de criptomonedas "tomó un asiento de atrás para hacerse rico". El artículo también afirma que "a principios del 2018, la pregunta era si Bitcoin podría estar a la altura de las exageraciones de la manifestación maníaca del 2017" y a finales del 2018 la respuesta fue "no".

Andy Bromberg —el fundador de Coinlist— una plataforma para ejecutar ventas de tokens que cumplen con la normativa, explicó que el siguiente paso para la criptomoneda fue "cómo podemos convertir esta tecnología en productos para que la gente los use". Sin embargo, según el artículo:

"Bitcoin y los cientos de otras monedas digitales que han aparecido a lo largo de los años todavía son en gran parte utilizables solo por los desarrolladores".

El desarrollo de aplicaciones para la plataforma Ethereum (ETH) es mucho menos intuitivo que para otras plataformas que no son de blockchain, según el WSJ. Para Ethereum, no hay kits de desarrollo disponibles actualmente para crear una aplicación para iOS o Android, por lo que "la creación de una aplicación similar para la plataforma Ethereum implica el desarrollo de un conjunto completo de herramientas para conectar la aplicación a la plataforma en sí".

Aún así, WSJ admite que los nuevos inversionistas institucionales podrían ingresar al espacio cuando Bakkt sea lanzado por Intercontinental Exchange (ICE), el operador de la Bolsa de Nueva York (NYSE). Tal como informó Cointelegraph ayer, el calendario de lanzamiento de los futuros diarios de Bakkt Bitcoin (USD) se aclarará a principios del 2019.

El artículo dice que "a pesar de la entrada de algunos jugadores establecidos de Wall Street, abundan los estafadores". Esta idea está en línea con las declaraciones de Jed McCaleb —el co-fundador de Stellar— quien dijo recientemente que "el noventa por ciento de estos proyectos [no son de Stellar, Ethereum (ETH) o Bitcoin] son excremento".

El Wall Street Journal publicó recientemente una investigación en diciembre, según la cual cientos de ofertas de criptomonedas mostraban signos de actividad fraudulenta, retornos improbables y plagio.