Informe: La NSA trabaja para desarrollar una criptomoneda de resistencia cuántica

La Agencia de Seguridad Nacional de los Estados Unidos (NSA) supuestamente está trabajando  para desarrollar una criptomoneda de resistencia cuántica.

La afirmación fue hecha en un tweet por el reportero de Bloomberg Technology, William Turton, el 4 de septiembre, quien asistió a la décima cumbre anual de Billington CyberSecurity en Washington D.C.

NSA: Corea del Norte es “creativa” en el uso de las criptomonedas

El tweet de Turton solo da una pista lacónica de los planes aparentes de la agencia, con referencia al proyecto de la criptomoneda de resistencia cuántica confinado a un lado. Escribió:

“"Anne Neuberger, directora de la nueva Dirección de Ciberseguridad de la NSA, afirma que la agencia volverá a proponer estándares de hardware y software. También indica que la agencia está trabajando para construir una cripto de resistencia cuántica.”

Más detalles de la presentación de Neuberger fueron proporcionados en la portada de Microsoft News, en un informe que se centra en la batalla de la agencia contra las amenazas del software de rescate planteadas por una serie de adversarios geopolíticos, incluyendo Corea del Norte, Irán, Rusia y China.

Neuberger indicó que la NSA ha identificado 4,000 ataques de software de rescate diarios, indicando que esta prevalencia fue una "preocupación clave" para las elecciones presidenciales de Estados Unidos de 2020. 

Dijo que la recién creada Dirección de Ciberseguridad de la agencia, que comenzará a trabajar en octubre, se centrará en mitigar la amenaza de las operaciones de influencia de Rusia, así como el robo de propiedad intelectual y los ataques de ciberespionaje desde China. 

Neuberger señaló a Corea del Norte como un país creativo en su estrategia de guerra cibernética, señalando el uso de las criptomonedas por parte de los estados deshonestos para reunir fondos para el régimen del Presidente Kim Jong-Un.

Criptomonedas en la guerra en las sombras

Las criptomonedas se han convertido en parte integrante de la guerra cibernética sigilosa y de las operaciones de inteligencia global, lo que aumenta la posibilidad de que cualquier agencia estatal que gane la carrera armamentista en el desarrollo de una criptomoneda de resistencia cuántica pueda asegurar una ventaja geopolítica apreciable para su país.

En julio de 2018, el Departamento de Justicia (DoJ) acusó a doce personas de dos unidades de la Dirección General de Inteligencia (GRU) de Rusia de utilizar criptomonedas para alimentar los esfuerzos de hackear redes informáticas asociadas con el Partido Demócrata, la campaña presidencial de Hillary Clinton y las juntas estatales y empresas de tecnología relacionadas con las elecciones de Estados Unidos. 

Ese octubre, DoJ acusó a siete oficiales del GRU de hackeo informático global financiado con criptos y operaciones de desinformación relacionadas. 

A principios de este mes, un informe confidencial filtrado de las Naciones Unidas reveló que el comité de sanciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para Corea del Norte cree que los hackers norcoreanos han conseguido alrededor de USD 2,000 millones hackeando bancos y exchanges de criptomonedas.

El comité afirma que los hackers constituyen una parte esencial de la financiación del régimen y que supuestamente recaudan fondos para sus programas de armas de destrucción masiva, entre otras actividades.

El grupo de hackeo norcoreano, Grupo Lazarus, ha alcanzado una notoriedad especial por sus actividades malignas, que han afectado a países de todo el mundo.

Sigue leyendo: