Japón: policía de Tokio arresta a 8 hombres supuestamente involucrados en esquema piramidal criptomonetario de $68 millones

La policía de Tokio arrestó a ocho hombres sospechosos de cobrar una cantidad total de 7,8 mil millones de yenes (68,4 millones de dólares) en efectivo y en criptomonedas utilizando un esquema piramidal, informa el periódico japonés Asahi Shimbun el miércoles 14 de noviembre.

Los sospechosos afirmaron que dirigían una compañía de inversión de Estados Unidos llamada "Sener", que llevaba a cabo seminarios con oradores extranjeros. La policía informa que al menos una de las reuniones ha sido grabada, con el video subido en YouTube. Durante los seminarios, el grupo de sospechosos prometió rendimientos mensuales del 3 al 20 por ciento para las inversiones. Los sospechosos también pidieron a los participantes que se comprometieran a invitar a otros inversionistas para obtener retornos adicionales.

Los investigadores creen que los sospechosos recibieron efectivo y Bitcoin (BTC) de unas 6000 personas en 44 prefecturas, incluida Tokio. Una demanda colectiva fue presentada en el Tribunal de Distrito de Tokio por 73 víctimas del fraude, reclamando aproximadamente $3,2 millones en daños. Según Asahi Shimbun, seis hombres ya han admitido las acusaciones, mientras que otros dos los niegan.

La policía de Tokio cree que los sospechosos trataron de evitar el procesamiento mediante el uso de criptomonedas, ya que están en una "zona gris", según la regulación financiera japonesa. Como lo explica la Agencia de Servicios Financieros (FSA), las monedas digitales no se consideran valores que están bajo la jurisdicción de la ley actual. Sin embargo, se pueden regular dependiendo de la estructura de la inversión, agregó la FSA.

Japón es conocido por su postura amigable respecto a las criptomonedas, que se mantiene relativamente sin cambios a pesar de los grandes hacks en las bolsas locales de criptomonedas CoincheckZaif en el 2018.

La FSA, que expide licencias para bolsas de criptomonedas para operar en el país, otorgó a la criptoindustria local el estatus de autorregulación en octubre, certificando a la Asociación de Bolsas de Monedas Virtuales de Japón (JVCEA) para monitorear el espacio.

Además, un comité japonés de política tributaria está tratando de facilitar el reporte de impuestos de criptomonedas. En octubre, los funcionarios celebraron un debate sobre el marco legal actual y ofrecieron estimular un informe más exhaustivo de las ganancias en criptomoneda.