Telegram solicita a un tribunal que desestime la demanda de la SEC contra la criptomoneda Gram

Telegram, el servicio de mensajería encriptada, ha pedido al Tribunal del Distrito Sur de Nueva York que deseche las acusaciones de los reguladores de los Estados Unidos acerca de que su criptomoneda interna es un valor.

En una nueva presentación el 12 de noviembre, los abogados de Telegram no se anduvieron con rodeos al acusar a la Comisión de Bolsa y Valores de los Estados Unidos (SEC) de abandonar la práctica justa en sus críticas.

Telegram: La SEC “adoptó una posición legal ad hoc”

La SEC había argumentado previamente que Telegram estaba involucrado en la venta de valores no registrados cuando vendió sus tokens GRAM a inversionistas vetados. A pesar de la presión, los inversores rechazaron un reembolso del dinero que habían pagado.

En la presentación se afirma respecto a la SEC que:

"...El demandante se ha involucrado en una inadecuada 'regulación por medio de la imposición' en esta naciente área de la ley, no ha proporcionado una guía clara y una notificación justa de sus puntos de vista sobre qué conducta constituye una violación de las leyes federales de valores, y ahora ha adoptado una posición legal ad hoc que es contraria a los precedentes judiciales y a los puntos de vista expresados públicamente por sus propios funcionarios de alto rango".

En consecuencia, los abogados piden al tribunal que desestime por completo la demanda de la SEC.

Las investigaciones de la SEC continúan poco a poco

El lanzamiento del token de Telegram ha enfrentado múltiples obstáculos en los últimos dieciocho meses. La empresa recaudó originalmente 1,700 millones de dólares en su oferta inicial de monedas (ICO).

La demanda es solo uno de los múltiples frentes de batalla de la SEC, que también está involucrada desde 2017 en procesos contra Kik, el servicio de mensajería canadiense, por su ICO de 100 millones de dólares.

No dejes de leer: