El Departamento de Justicia de EE.UU. acusa a criptoejecutivo de fraude por valor de USD 7 millones

Las autoridades federales en el estado de Nueva York han abierto cargos de fraude contra el director de una supuesta compañía de escrow en criptomoneda, Volantis, por un monto de más de USD 7 millones.

Según un anuncio del Departamento de Justicia (DoJ), el Fiscal de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York y el Director Adjunto a Cargo de la Oficina de Campo de Nueva York de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), el 25 de julio desvelaron un expediente con las acusaciones. El acusado, el director de Volantis, Jon Barry Thompson, también fue arrestado el mismo día.

Thompson supuestamente hizo declaraciones falsas sobre el supuesto servicio de transacciones de Bitcoin de Volantis con el fin de obtener fraudulentamente más de USD 7 millones de dos empresas diferentes. En la presentación, los demandantes dicen que Thompson ofreció un servicio para criptoacuerdos de bajo riesgo actuando como custodio mutuo para dos partes en la transacción.

El acusado supuestamente usó la firma como fachada para el robo

Sin embargo, el fiscal de Manhattan, Geoffrey S. Berman, afirma que Thompson utilizó este servicio como fachada para robar el dinero "custodiado":

"Jon Thompson indujo a los inversores a participar en transacciones en criptomoneda a través de su empresa, Volantis Market Making, promocionando una estructura de transacción que eliminaría cualquier riesgo de pérdida durante la compra. Como sus clientes pronto se dieron cuenta, sin embargo, las declaraciones de Thompson eran falsas, y estos inversores en criptomoneda en última instancia, perdieron todo el dinero que le habían confiado debido a sus mentiras".

El Subdirector a Cargo del FBI, William F. Sweeney Jr., especificó que cree que Thompson usó jerga confusa para explotar a las compañías menos familiarizadas con el criptoespacio:

"Usando frases y terminología que las compañías víctimas no entendían, supuestamente se aprovechó de su ignorancia sobre la criptomoneda emergente. Nuestro trabajo en el FBI es investigar el fraude y seguir el dinero a donde quiera que lleve".

El documento en sí mismo fue firmado el 18 de julio, y contiene los detalles de los cargos de fraude. De acuerdo con la presentación, el acusado está siendo acusado de dos cargos de fraude de productos básicos, así como de dos cargos de fraude electrónico.

Como se informó previamente en Cointelegraph, el DoJ acusó a un individuo el 24 de julio por no haberse registrado a sí mismo o a su compañía ante la Secretaría del Tesoro de los Estados Unidos. El demandado, William Green, presuntamente dirigió un servicio de conversión de fiat a Bitcoin (BTC) en "Destination Bitcoin" desde Nueva Jersey sin registrarse como empresa de transferencia de dinero.

 

Sigue leyendo: