Bancos canadienses desconfían de los orígenes de los activos de QuadrigaCX y mencionan preocupaciones sobre lavado de dinero

Los bancos canadienses han mostrado dudas sobre la gestión de los activos del insolvente exchange de criptomonedas QuadrigaCX, informa el 22 de febrero la cadena pública nacional de televisión CBC.

QuadrigaCX ha enfrentado dificultades financieras tras la repentina muerte de su fundador Gerry Cotten, quien supuestamente era el único con acceso a los monederos fuera de línea del exchange.

Como Cointelegraph informó a principios de esta semana, QuadrigaCX ha enviado el resto de los activos en criptos de sus monederos en línea a la firma auditora de Big Four, Ernst & Young, el supervisor nombrado por el tribunal que supervisa el caso. Durante la audiencia del viernes, los abogados del Banco de Montreal y de la firma auditora presuntamente dijeron que los bancos se sienten incómodos manejando los fondos, citando la incertidumbre de su origen.

Sigue leyendo: Juez canadiense nombra representantes legales para los clientes de QuadrigaCX

Elizabeth Pillon, una abogada que representa a Ernst and Young, es citada por la CBC diciendo que no culpa a los bancos por sus dudas, ya que supuestamente hay problemas de lavado de dinero. Se dice que Pillon también tomó destacó que:

"El supervisor está muy preocupado por encontrar otra institución que tenga estos fondos."

Según el artículo, al final de la audiencia del viernes, el juez Michael Wood del Tribunal Supremo de Nueva Escocia emitió una orden que finalmente hará que el dinero de QuadrigaCX se deposite en una cuenta del Royal Bank.

Te puede interesar: Una investigación independiente afirma identificar cinco billeteras fuera de línea de QuadrigaCX

Ernst and Young utilizará estos fondos para pagar los procedimientos judiciales en curso, y "el dinero también podría utilizarse para compensar parcialmente a 115.000 usuarios del exchange QuadrigaCX a los que se les deben 260 millones de dólares" en criptos y dinero en efectivo, señala CBC.

La renuencia a mantener los fondos de QuadrigaCX también se manifestó durante el tiempo de sus operaciones, cuando el exchange no pudo obtener una cuenta bancaria debido a la renuencia de los bancos y en su lugar recurrió a procesadores de pagos de terceros.

Como informó Cointelegraph en noviembre del año pasado, cuando el Banco Imperial de Comercio de Canadá congeló las cuentas del procesador de pagos, el tribunal falló a favor del banco, alegando preocupaciones sobre la identificación de las identidades de los propietarios de los fondos.

Más información en: CEO de Coinbase: El difunto Exchange QuadrigaCX probablemente no planeó estafa de salida