Los proyectos emergentes que involucran criptomonedas no pueden ignorar el riesgo del lavado de dinero

El subdirector de la Red de Persecución de Delitos Financieros de los Estados Unidos (FinCEN) dice que el sector de las criptomonedas no debe propiciar un "retroceso" en la prevención del lavado de dinero.

El subdirector de FinCEN, Jamal El-Hindi, hizo sus comentarios durante un discurso en la 20ª Conferencia de Antilavado de Dinero (AML) y Crímenes Financieros de la Asociación de Industria de Valores y Mercados Financieros en la ciudad de Nueva York el 6 de febrero.

La FinCEN no permitirá que la supervisión del AML "se reduzca"

El-Hindi abrió su discurso indicando la particular complejidad de la industria de valores y futuros, que comprende una densa red de transacciones e interacciones entre partes interrelacionadas. 

Este panorama "sorprendentemente complejo" incluye, pero no se limita a, los corredores primarios, los comerciantes de comisiones de futuros, los agentes de ejecución, los agentes de transferencia, las empresas de compensación y los fondos mutuos, observó.

Esta complejidad, sugirió, plantea un desafío a la transparencia, los procesos de recopilación de información y de diligencia debida, necesarios para hacer frente al lavado de dinero y prevenir los delitos financieros. 

En muchos casos, el intercambio de información y los procesos de "conozca a su cliente" pueden verse desalentados debido a la naturaleza altamente competitiva de la industria; solo el 14% de todas las entidades del sector de valores que cumplen los requisitos para inscribirse en uno de los principales mecanismos de intercambio de información entre empresas, optan por hacerlo, indicó.

En este clima altamente desafiante, El-Hindi advirtió que las nuevas tecnologías pueden exacerbar aún más la situación. 

Las redes sociales y las plataformas de mensajería con criptotecnología, entre las que destaca el proyecto Libra de Facebook, deben cumplir con las mismas responsabilidades de cumplimiento que los actores tradicionales del sector financiero, subrayó:

“Las redes sociales y las plataformas de mensajería y otros que ahora se centran en el establecimiento de criptomonedas no pueden hacer la vista gorda a las transacciones ilícitas que puedan estar fomentando.”

La influencia de estos actores del sector privado, y la nueva tecnología anunciada por las criptomonedas, llevan estas mismas responsabilidades de vuelta a las finanzas tradicionales:

“En la medida en que el sector financiero elija avanzar con [...] estos sistemas emergentes [...] no vamos a permitir que se retroceda en las protecciones y la transparencia apropiada que hemos trabajado colectivamente tan duro para introducir en el sistema financiero.”

Pasos adelante

A principios de diciembr