Acorralado por el mercado bajista, Bitmain se enfrenta a un futuro incierto

Este artículo fue actualizado el 14 de enero para incluir desarrollos recientes.

El 10 de enero, surgió la noticia de que Jihan Wu y Micree Zhan Ketuan, cofundadores de Bitmain, el gigante minero chino de Bitcoin, dimitirán como co-CEO de la empresa. La medida sigue a una racha de informes que sugieren que Bitmain ha estado enfrentando espidos masivos, demandas colectivas y dificultades relacionadas con su oferta pública inicial (IPO) durante el último trimestre de 2018. Entonces, ¿qué está pasando exactamente con uno de los equipos de criptos más influyentes del mundo?

Breve presentación de Bitmain, el gigante criptominero más poderoso del mundo

Bitmain fue fundada en 2013 por Jihan Wu y Micree Zhan Ketuan. Antes de eso, Wu fue gerente de un fondo de capital privado que estudió economía y psicología en la Universidad de Beijing, mientras que Zhan, graduado de la Academia China de Ciencias, estaba tratando de recaudar fondos para una nueva empresa que permitía a los usuarios transmitir programas de televisión a una pantalla de computadora a través de un decodificador.

Después de descubrir al Bitcoin (BTC) a principios de 2011, Wu supuestamente gastó los ahorros de toda su vida para comprar la criptomoneda. Cuando el precio del Bitcoin se disparó en 2013, decidió no solo negociar el activo digital, sino también crearlo. Wu pidió a Zhan que se uniera a él, y juntos comenzaron a desarrollar un chip ASIC, que minaría BTC con la máxima eficiencia. En noviembre de 2013, Zhan, el cerebro técnico del dúo, presentó su primera plataforma minera, la Antminer S1, y las ventas de Bitmain despegaron.

Según Wu, la compañía experimentó un período difícil cerca de finales de 2014, cuando ocurrió el infame accidente de Mt.Gox y todo el criptomercado colapsó. La situación se estabilizó cuando el precio del BTC comenzó a subir de nuevo al año siguiente. Consecuentemente, cuando se inició el auge de las criptos en 2017, el negocio se volvió extremadamente lucrativo.

De esa manera, Bitmain contabilizó USD 2.500 millones de ingresos solo en 2017, como Wu le dijo a Bloomberg, mientras que ese año resultó ser aún más rentable: Según el prospecto de la empresa, sus ingresos se fijaron en 2.800 millones de dólares a finales de junio de 2018. Según un informe distinto publicado por la compañía de investigación de inversiones Bernstein, Bitmain obtuvo entre 3.000 y 4.000 millones de dólares en ganancias operativas en 2017 y supuestamente superó a Nvidia, que obtuvo unos 3.000 millones de dólares durante el mismo período.

En mayo de 2018, Bitmain anunció su expansión al área de inteligencia artificial (IA), donde planeaba competir contra Nvidia, Intel y AMD utilizando sus diseños de chips existentes para potenciar los sistemas y software de IA. El plan se dio a conocer en el contexto del creciente escrutinio de las operaciones de criptominería en China. "Como compañía china," dijo Wu, "tenemos que estar preparados". Añadió que Bitmain planea empezar a ganar hasta un 40 por ciento de sus ingresos de los chips de IA en un plazo de cinco años.

Las ventas de los chips y circuitos de minería de Bitmain representan, según se informa, entre el 70 y el 80% de todo el mercado. Según la página LinkedIn de la empresa, Bitmain tiene actualmente su sede en Beijing, y emplea a unas 2.500 personas en todo el mundo. Sin embargo, no está claro si esta información está actualizada, teniendo en cuenta los recientes informes relativos a la reducción de puestos de trabajo.

Situación actual: Pérdidas inducidas por el mercado bajista

A partir de enero de 2019, las dos piscinas mineras operadas por Bitmain, AntPool y BTC.com, contribuyen a casi el 23% del total del poder de hashing de toda la piscina minera del Bitcoin. Sin embargo, hace apenas seis meses, las piscinas mineras de la compañía representaban el 41% de la participación de mercado, lo que significa que su participación ha estado disminuyendo constantemente. De hecho, el mercado bajista ha estado pasando factura, y el 2018 resultó ser un año problemático para el gigante minero.

Según un informe de BitMEX Research publicado el 30 de agosto, Bitmain vendió muchas de sus unidades mineras con pérdidas a lo largo de 2018. El documento sugería que se trataba de una estrategia deliberada "para exprimir a la competencia [de Bitmain] haciéndoles experimentar menores ventas y, por lo tanto, dificultades financieras":

"Este análisis implica que Bitmain actualmente es deficitario, con un margen de beneficio negativo del 11,6% para el principal producto S9 y un margen negativo superior al 100% en el producto L3. En realidad, es probable que los costes hayan disminuido, por lo que la situación puede no ser tan mala, sin embargo, creemos que es probable que Bitmain esté sufriendo pérdidas significativas en la actualidad".

Como señaló anteriormente Cointelegraph, en el momento en que se publicó la investigación de BitMEX, el precio del Bitcoin rondaba los USD 7.000, lo que aún estaba por encima de la rentabilidad de la minería. Por lo tanto, era probable que hubiera demanda, lo que justificaría la guerra de precios de Bitmain. Sin embargo, cuando el mercado bajista en toda regla se desplomó en noviembre y el precio de Bitcoin cayó por debajo de la rentabilidad de la minería de 6.900 dólares, Bitmain debe haber empezado a experimentar dificultades financieras más fuertes, debido a la menor demanda de dispositivos mineros.

Recortes de personal de Bitmain: Desde la división de Israel a la posición de CEO

Una de las señales más evidentes de que el negocio de Bitmain se ha visto afectado son los despidos reportados. El 26 de diciembre, el periódico de Hong Kong South China Morning Post (SCMP) citó la supuesta declaración de Bitmain sobre la reducción de puestos de trabajo internos. El anuncio supuestamente decía:

"Una parte de [la construcción de un negocio sostenible] es tener que concentrarse realmente en las cosas que son esenciales para esa misión y no en las cosas que son auxiliares. A medida que nos adentramos en el nuevo año, seguiremos duplicando la contratación de los mejores talentos de una diversa gama de orígenes".

Como señaló el SCMP, la cantidad exacta de despidos no había sido revelado, pero un portavoz de la empresa supuestamente negó que Bitmain despidiera a más de la mitad de sus empleados, una sugerencia que circuló por primera vez en las redes sociales chinas.

Anteriormente, el 23 de diciembre, el director de seguridad de Blockstream, Samson Mow, declaró que Bitmain despidió a todo su personal de desarrolladores de Bitcoin Cash (BCH), citando las redes sociales chinas. Los desarrolladores habían formado el equipo Copernicus de Bitmain y estaban trabajando en el cliente Bitcoin Cash GO de la empresa. "Solo una semana de preaviso. Algunos acababan de incorporarse a la empresa", especificó Mow.

El 10 de diciembre, la agencia de noticias de negocios israelí Globes informó que Bitmain estaba cerrando su centro de desarrollo local y despidiendo a sus empleados. Nombrado Bitmaintech Israel, fue fundado en 2016 para explorar el uso de la blockchain, trabajar en la piscina minera Connect BTC y desarrollar la infraestructura detrás del proyecto de inteligencia artificial de Bitmain titulado "Sophon". Los 23 empleados fueron despedidos, junto con Gadi Glikberg, jefe de la sucursal israelí, así como el vicepresidente de ventas y marketing internacional de Bitmain. Glikberg vinculó los despidos con el colapso del criptomercado:

"El criptomercado  ha sufrido un cambio en los últimos meses, lo que ha obligado a Bitmain a examinar sus diversas actividades en todo el mundo y a reorientar su negocio de acuerdo con la situación actual".

Desarrollos de enero

Las medidas de austeridad de Bitmain continuaron en el 2019, lo que sugiere que la compañía ha tenido un mal comienzo este año. El 10 de enero, la Texas Public Radio anunció que la compañía china había suspendido sus operaciones en Rockdale, Texas. La firma iba a construir un centro de datos de cadena de bloques de USD 500 millones y una instalación minera en el estado como parte de su expansión en el mercado de Estados Unidos.

Originalmente, según la publicación, Steve Young, un juez del condado de Milam, emitió una declaración en la que informaba que todos los empleados de Bitmain, excepto dos ingenieros y el director de relaciones humanas, habían sido despedidos y todas las operaciones se habían detenido.

Luego, los representantes de la compañía china se acercaron a Young, quien le dijo que Bitmain reducirá la operación en lugar de cerrarla por completo, ahora trabaja con solo cinco empleados en lugar de 15. Aunque Bitmain, según informes, se negó a comentar sobre el tema en Texas Public Radio, el artículo cita su supuesta declaración compartida con Young:

"El equipo del tamaño adecuado en Rockdale ahora tiene la experiencia para reiniciar el proyecto a pequeña escala en cualquier momento. Bitmain quisiera incrementar el sitio a un ritmo y escala más lento según las condiciones del mercado".

Luego, el 14 de enero, Bitmain anunció que iba a cerrar otra oficina, reduciendo aún más sus operaciones en el extranjero. El gigante minero compartió una declaración, donde citó su estrategia de negocio escalable a largo plazo como la razón principal para cerrar su operación en los Países Bajos.

"A medida que construimos un negocio a largo plazo, sostenible y escalable, estamos haciendo ajustes a nuestro personal y operaciones. Esto incluye la decisión de cerrar nuestras oficinas de Ámsterdam e Israel. [...] Realmente nos estamos enfocando en las cosas que son fundamentales para nuestra misión y no en las cosas que son auxiliares".

Finalmente, de acuerdo con una serie de informes que aún no han sido confirmados, los cambios ocurrieron incluso en el nivel superior del gigante minero. Así, el 10 de enero, SCMP escribió que los dos cofundadores de Bitmain, Jihan Wu y Micree Zhan Ketuan, renunciarán a sus cargos como co-CEO, pero aun así dirigirán las decisiones importantes de la compañía. Citando a "personas relacionadas con el asunto", el medio de comunicación dijo que el director de ingeniería de producto de Bitmain, Wang Haichao, probablemente asumirá el cargo de CEO en una fecha futura no especificada, mientras que supuestamente ya ha asumido algunas de las funciones anteriores del dúo. Según la presentación de la IPO de septiembre de septiembre, Wu y Zhan controlan el 21 y el 37 por ciento del negocio, respectivamente.

Los planes de IPO de Bitmain también se vuelven dudosos

En junio de 2018, los medios de comunicación comenzaron a informar que Jihan Wu tenía previsto realizar una IPO en el extranjero en un mercado con acciones denominadas en dólares estadounidenses —como Hong Kong— ya que permitiría a los primeros patrocinadores cobrar los fondos. Una IPO es una forma más tradicional y más amigable con la regulación para que una empresa busque inversiones de una audiencia más amplia en el mercado público, que Cointelegraph ya ha cubierto en profundidad anteriormente.

Más tarde en julio, una unidad de investigación para la criptobolsa BitMEX analizó los datos supuestamente filtrados sobre la potencial IPO de Bitmain y declaró que el gigante minero había llevado a cabo una ronda previa a la IPO, que supuestamente recaudó alrededor de USD 14.000 millones, lo que les llevó a creer que podría recaudar no menos de USD 20.000 millones en la etapa de la IPO.

Sin embargo, como Cointelegraph informó antes, hubo muchos rumores e incertidumbre en torno a la próxima IPO de Bitmain. En diciembre, fueron traídos a colación nuevamente por el periódico SCMP, con sede en Hong Kong, que informó que la Bolsa de Valores de Hong Kong (HKEX) está reacia a permitir que Bitmain realice una oferta en la ciudad.

Según las fuentes anónimas de la publicación, el regulador piensa que es "prematuro que cualquier plataforma de comercio de criptomoneda —o negocio asociado con la industria— recaude fondos a través de una IPO en Hong Kong antes de que el marco regulatorio apropiado esté en su lugar". Como resultado, el SCMP sugiere que las condiciones actuales "podrían ser un obstáculo insuperable" para Bitmain y otras empresas de criptomoneda que planean lanzar una IPO. Del mismo modo, en noviembre, HKEX dejó de aplicar la IPO de Canaan, la competencia de Bitmain en el mercado minero, que también iba a tener una oferta allí. Ahora la compañía está buscando trasladar sus planes de IPO a Nueva York.

Curiosamente, justo un día antes del artículo de la SCMP, el HKEX le dijo a Cointelegraph que cualquier informe sobre las dudas por parte de Bitmain eran "rumores", sugiriendo que las negociaciones entre el regulador y el gigante minero estaban en curso.

El gigante minero enfrenta dos demandas colectivas además de otros problemas

Además de los recortes de personal y otros problemas, Bitmain parece estar enfrentando al menos dos demandas colectivas. La primera fue presentada por Gor Gevorkyan, residente del condado de Los Ángeles, quien supuestamente compró sus dispositivos, incluyendo su máquina S9 Antminer, en enero de 2018. Según el expediente presentado ante el Tribunal del Distrito Norte de California en noviembre, el producto era "difícil de configurar" y tardaban un "tiempo considerable". Gevorkyan afirma que antes de que pudiera inicializar completamente los dispositivos, éstos funcionaban en un costoso "modo de máxima potencia" a su costa. El demandante está reclamando daños y perjuicios por más de 5 millones de dólares en nombre de todos los mineros que se encuentran en una "situación similar" como clientes de Bitmain.

La demanda más reciente fue iniciada por UnitedCorp, una firma de desarrollo y administración centrada en las telecomunicaciones y las tecnologías de la información. El 6 de diciembre, informó que demandó a Bitmain junto con Bitcoin.com, Roger Ver y la bolsa Kraken, que supuestamente planificó un plan para tomar el control de la red del Bitcoin Cash (BCH) durante la "bifurcación dura" de noviembre.